¿Qué es exactamente el hirsutismo?

hirsutismoEl Hirsutismo en la vida cotidiana

Hoy vamos a hablar de una enfermedad bastante común en la vida cotidiana de muchas mujeres. Nos referimos al hirsutismo, un problema de crecimiento excesivo del vello.

Para ser sincero, en un principio ésta entrada iba a estar destinada a hablar sobre la hipertricosis o enfermedad del hombre lobo, pero me he acordado de ésta y me he dicho, vayamos por partes. Próximamente hablaremos sobre la hipertricosis.

El hirsutismo se da en mujeres y es un crecimiento en exceso del vello corporal. Normalmente éste vello aparece en zonas donde suelen tener pelo los hombres, éstas zonas se las conoce como andrógeno-dependientes y como os podéis imaginar es la barba (bigote, patillas, mentón, cuello), tórax, la zona del ombligo, piernas, espalda, etc.

Normalmente el hirsutismo va asociado a alopecia androgénica, alteraciones menstruales y acné. Y aunque parezca mentira afecta a 1 de cada 10 mujeres en edad fértil. Éste 10% incluye todos los niveles de afección, desde un hirsutismo leve hasta el más grave.

Causas del hirsutismo

Se desconocen las causas del hirsutismo, es idiopático, pero está relacionado con el síndrome del ovario poliquístico, hipertecosis ovárica (los ovarios producen hormonas masculinas de más), hipotiroidismo, síndrome de Cushing,  hiperplasia suprarrenal congénita, etc.

De forma más técnica podríamos decir que en el hirsutismo lo que ocurre es un incremento de los niveles o de la respuesta ante las hormonas androgénicas. Éstas hormonas androgénicas (ováricas o suprarrenales) cuando llegan al folículo piloso son atacadas por la 5-alfa-reductasa, dando como resultado andrógenos aún más potentes, como la dihidrotestosterona. Ésta hormona masculina tiene un papel importante en la formación de los testículos, próstata y crecimiento del pelo en el folículo piloso. Por eso lo que en un principio en la mujer era vello, pasa a formarse un pelo en toda regla.

El hirsutismo es un problema que afecta a un gran número de mujeres en sus vidas, sobre todo a adolescentes viviendo su particular boom hormonal. Si a esto le sumas la crueldad que nos caracteriza con esas edades sale como resultado unos más que probables trastornos psicológicos por la enfermedad.

Si has llegado hasta aquí leyendo seguramente seas o un curioso y asiduo lector o una chica que la padece, pues ya te digo que no te preocupes, es un problema con muchas soluciones. Puede ocurrir que con el tiempo se “asiente” y esa alteración hormonal vuelva a su normalidad, si esto no ocurre un tratamiento con antiandrógenos y estrógenos sería suficiente e incluso si persiste un tratamiento con láser podría eliminar en varias sesiones cualquier vestigio de pelo.

Espero que os haya servido y os gusten las explicaciones sobre estas curiosidades. Si creéis que tenéis un problema, esperad a la siguiente entrada que hablemos sobre la hipertricosis. Y hablando de pelos… nunca te has preguntado, ¿Por qué se riza el pelo?.

Un saludo, La vida cotidiana.

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *