¿Cómo se transmiten las enfermedades?

Las enfermedades infecciosas se transmiten de persona a persona por contacto directo o indirecto. Ciertos tipos de virus, bacterias, parásitos y hongos pueden causar enfermedades infecciosas. La malaria, el sarampión y las enfermedades respiratorias son ejemplos de enfermedades infecciosas.

Las medidas preventivas simples, como el lavado frecuente de manos, pueden reducir la transmisión de enfermedades.

Contacto directo

Las enfermedades infecciosas a menudo se transmiten por contacto directo. Los tipos de contacto directo incluyen:

Estornudos y tos

El rociado de gotas durante la tos y los estornudos puede propagar una enfermedad infecciosa. Incluso puedes infectar a otra persona a través de gotas creadas cuando hablas. Como las gotas caen al suelo a unos pocos pies, este tipo de transmisión requiere una gran proximidad.

Contacto de persona a persona

Las enfermedades infecciosas se transmiten comúnmente a través del contacto directo de persona a persona. La transmisión ocurre cuando una persona infectada toca o intercambia fluidos corporales con otra persona. Esto puede suceder antes de que una persona infectada se dé cuenta de la enfermedad. Las enfermedades de transmisión sexual (ETS) se pueden transmitir de esta manera.

Las mujeres embarazadas también pueden transmitir enfermedades infecciosas a sus hijos no nacidos a través de la placenta. Algunas ETS, incluida la gonorrea , pueden transmitirse de madre a bebé durante el parto.

Las enfermedades infecciosas también se pueden transmitir indirectamente a través del aire y otros mecanismos. Por ejemplo:

Objetos contaminados

Algunos organismos pueden vivir en objetos por poco tiempo. Si toca un objeto, como un pomo de la puerta, poco después de una persona infectada, puede estar expuesto a una infección. La transmisión ocurre cuando te tocas la boca, la nariz o los ojos antes de lavarte bien las manos.

Los gérmenes también se pueden transmitir a través de productos sanguíneos contaminados y suministros médicos.

Transmisión aérea

Algunos agentes infecciosos pueden viajar largas distancias y permanecer suspendidos en el aire durante un período prolongado de tiempo. Puede contraer una enfermedad como el sarampión al ingresar a una habitación después de que alguien con sarampión haya partido.

4. Contacto de animal a persona

Algunas enfermedades infecciosas pueden transmitirse de un animal a una persona. Esto puede suceder cuando un animal infectado te muerde o te rasca o cuando manejas desechos de animales. El parásito Toxoplasma gondii se puede encontrar en las heces de los gatos. Las mujeres embarazadas y las personas con sistemas inmunes comprometidos deben tener especial cuidado (guantes desechables y buen lavado de manos) al cambiar la arena para gatos, o evitarlo por completo.

3. Alimentos y agua potable.

Las enfermedades infecciosas pueden transmitirse a través de alimentos y agua contaminados. E. coli a menudo se transmite a través de productos mal manejados o carne poco cocida. Los alimentos enlatados incorrectamente pueden crear un ambiente propicio para Clostridium botulinum , lo que puede conducir al botulismo.

Reservorios animales

La transmisión de enfermedades de animal a animal a veces puede transferirse a los humanos. La zoonosis ocurre cuando las enfermedades se transfieren de los animales a las personas. Las enfermedades zoonóticas incluyen:

  • Virus del Nilo Occidental (de aves)
  • Ántrax (de oveja)
  • Rabia (de roedores y otros mamíferos)
  • Plaga de roedores

Picaduras de insectos

Algunos agentes infecciosos zoonóticos son transmitidos por insectos, especialmente aquellos que chupan sangre. Estos incluyen mosquitos, pulgas y garrapatas. Los insectos se infectan cuando se alimentan de huéspedes infectados, como pájaros, animales y humanos. La enfermedad se transmite cuando el insecto pica a un nuevo huésped. La malaria , el virus del Nilo Occidental y la enfermedad de Lyme se propagan de esta manera.

Embalses ambientales

El suelo, el agua y la vegetación que contienen organismos infecciosos también se pueden transferir a las personas. El anquilostoma, por ejemplo, se transmite a través del suelo contaminado. La enfermedad de los legionarios es un ejemplo de una enfermedad que puede propagarse por el agua que suministra torres de enfriamiento y condensadores evaporativos.

Cómo prevenir la transmisión de enfermedades

Debido a que las enfermedades infecciosas pueden propagarse a través del contacto directo o indirecto, todas las personas corren el riesgo de enfermarse. Usted tiene un mayor riesgo de enfermarse cuando está cerca de personas enfermas o en áreas susceptibles a los gérmenes. Si trabaja o visita un centro de atención, una guardería, un hospital o el consultorio de un médico, tome precauciones adicionales para protegerse.

Algo tan simple como tocar el pomo de la puerta, el botón del elevador, el interruptor de la luz o la mano de otra persona aumenta la probabilidad de entrar en contacto con gérmenes que pueden enfermarlo. La buena noticia es que algunas precauciones simples pueden prevenir la transmisión de algunas enfermedades. 

Por ejemplo, asegúrese de lavarse las manos con frecuencia y a fondo. Use jabón y agua tibia y frótese las manos vigorosamente durante al menos 20 segundos. Si no puede lavarse las manos, use un desinfectante para manos a base de alcohol. Sin embargo, ¡lavarse las manos es el estándar de oro!

Otros consejos para prevenir la propagación de enfermedades en áreas con gérmenes incluyen:

  • Evite personas enfermas, si es posible.
  • Lávese las manos o use desinfectante para manos antes de manipular alimentos y después de estrechar las manos.
  • Use guantes desechables para evitar el contacto con sangre y heces.
  • Siempre lávese con agua y jabón si sus manos están visiblemente sucias.
  • Enseñe a los niños a no llevarse las manos ni los objetos a la boca.
  • Trate de minimizar tocarse la boca o la nariz con las manos.
  • Use guantes desechables cuando atienda a una persona enferma.
  • Cúbrase la boca cuando estornude y tosa y luego lávese las manos.
  • Desinfectar juguetes y cambiadores.

Enfermedades transmitidas por los alimentos

Los organismos peligrosos pueden prosperar en alimentos mal preparados. Evite la contaminación cruzada manteniendo las carnes crudas y produzca por separado. Use diferentes superficies de preparación para carnes crudas y lave bien las superficies y utensilios.

Tenga cuidado con las fuentes de alimentos cuando visite países extranjeros.

Insectos y animales

Al acampar o disfrutar de áreas boscosas, use pantalones largos y mangas largas. Use repelente de insectos y mosquiteros. No toques animales en la naturaleza. No toques animales enfermos o muertos.

Vacunas

Manténgase al día con las vacunas, especialmente cuando viaja. No olvide mantener las vacunas de su mascota actual también.

Las vacunas pueden reducir drásticamente su riesgo de enfermarse con algunas enfermedades infecciosas. Si puede evitar una enfermedad en particular, también puede prevenir la propagación de la enfermedad. Existen diferentes tipos de vacunas, como las que se previenen:

  • Sarampión
  • Paperas
  • Gripe
  • Virus del papiloma humano

Hable con su médico para analizar los beneficios y riesgos de estas y otras vacunas.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *