¿Podemos morir por comer demasiado? - La vida cotidiana
Curiosidades, entretenimiento y explicaciones cuasi-científicas

¿Podemos morir por comer demasiado?

La vida nos ofrece innumerables momentos para excedernos y comer demasiado. Por lo que, antes de tomar ese trozo de carne de más, vamos a ver qué le sucede a  nuestro cuerpo y sistema digestivo cuando nos pasamos con la ingesta de grandes cantidades de comida.

Nuestro sistema digestivo abarca desde la boca  hasta el ano, por lo que la distancia es tremendamente larga. Sin embargo,  para cualquier persona promedio que no tenga estudios de medicina, lo que sucede entre estas dos partes tan alejadas una de otra es un auténtico misterio.

comer demasiado y sus consecuencias

La función del sistema digestivo es transformar los alimentos en algo útil para el organismo. Este proceso se inicia en la boca cuando los dientes, la lengua y las glándulas salivales activan la digestión mecánica y química.

Allí se origina lo que se conoce como bolo (no, no es la típica fiesta pagada de Mujeres, Hombres y Viceversa) físicamente preparado para bajar por el esófago y acabar en el estómago en su primera parada.

El estómago es una especie de bolsa formada por músculo que está el el interior del abdomen y normalmente  cuando no hay comida ni agua dentro, tiene el tamaño de un puño.

Por otro lado, tiene la capacidad de expandirse y adaptarse a un espacio mucho más voluminoso. Los músculos se despliegan y pliegan para permitir el aumento del volumen del estómago a medida que se va llenando con comida.

Durante este proceso, se segrega ácido para ayudar a que los alimentos acaben de triturarse.

El estómago vacío contiene alrededor de 40-50 ml de líquido, pero el volumen promedio de alguien normal es de 0,9 L y 1L.

En personas con obesidad estos datos se disparan, como puedes presuponer.

Una vez que la comida sale del estómago, llega al intestino delgado, donde continua el proceso digestivo y donde los nutrientes pasan al torrente sanguíneo.

El intestino delgado tiene un tamaño lineal de aproximadamente seis metros de largo y está ligado con el intestino grueso que tiene linealmente otros dos metros aproximadamente.

El intestino grueso drena la mayor parte del líquido absorbido, por lo que lo restante adquiere la forma de heces.

¿Por qué tenemos la sensación de sentirse lleno?

A menudo, sentimos que estamos llenos tras comer una gran cantidad de alimentos debido a que las señales del estómago tardan en llegar al cerebro.

Por eso el cambio de tener mucha hambre a estar lleno ocurre rápidamente, sin señales intermedias. 

Nuestro orgnaismo tiene una forma bastante compleja de avisarnos cuando tenemos hambre y cuando no.  Para ello, par comunicar o advertir la presencia o no de nutrientes en el sistema digestivo, el cuerpo ha de producir una serie de hormonas.

Al comer adecuadamente (sin pasarnos), tendremos una agradable sensación de saciedad, que elimina la necesidad de comer.

¿Qué sucede cuando estoy totalmente lleno? 

comer demasiado durante el día

La comida en nuestro cuerpo solo tiene dos direcciones: avanzando por el sistema digestivo o volver por donde entró (la boca), en forma de vómitos.

Comer demasiado provoca indigestión. El ácido del estómago puede terminar”trepando” por el esófago y aquí empiezan los problemas.  Mientras el estómago tiene su propia protección frente al ácido, el esófago no y ese reflujo puede dañarlo.

Además, el sistema corporal ha de desviar gran parte de sus recursos para lograr digerir los alimentos, lo que hace que terminemos sintiéndonos fatigados y con sueño.

¿Puede mi estómago explotar por comer demasiado? 

Por desagradable que te parezca, . Pero hay que moderar la palabra “explotar”

Han existido ocasiones donde el estómago se estira tanto y se hace tan grande que se rompe por el gran volumen de comida/agua que contiene. Ni mucho menos es explosivo ni se escucha un “Boom”, pero es bastante desagradable.

Se conoce como perforación gástrica y ya ha pasado (lo puedes ver aquí). En este caso, la mujer almacenaba un volumen superior a 2,5 litros en su estómago, por lo que ocasionó que se agrandara tanto que llenaba todo el abdomen, desde las costillas hasta la pelvis. Por este motivo, su estómago se perforó y le obligó una cirugía de emergencia que terminó en final feliz.

Imaginad qué tiene que estar pasando por el sistema digestivo de este hombre (y las consecuencias futuras, también grabadas en vídeo). ¡No te lo pierdas!

¿Puedo morir por comer demasiado? 

Visto la noticia anterior, es totalmente posible. Raro pero posible. Tanto por la perforación del estómago como la del esófago, por reflujo, pueden ocasionar la muerte si no se trata con cirugía de emergencia.

¿Podemos morir por comer demasiado?
¡Vota este artículo!

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *