¿Por qué se origina la tos?

¿Qué causa que estemos tosiendo continuamente?

Toser es un síntoma muy molesto que todos hemos padecido en nuestra vida cotidiana. Bien porque nos ponemos malos y estamos unas semanas tosiendo o bien porque lo tenemos de forma crónica por enfermedades respiratorias (originadas por fumar, por ejemplo). ¿Por qué nuestro cerebro manda señales para toser?

No necesariamente tenemos que estar enfermos para toser. Ya sea previo a un resfriado o porque somos fumadores activos durante muchos años, la tos es un aviso que nos manda nuestro cuerpo para decir que algo no va bien en nosotros. De alguna forma tosemos para intentar quitarnos de nuestro cuerpo elementos que no deben estar allí (algo como la reacción de vomitar que ya vimos en la vida cotidiana).

Prácticamente podemos decir que el estornudo es un mecanismo reflejo igual que este, pero se diferencian en la localización de la irritación. Cuando el estornudo es por una irritación de las glándulas nasales (bueno, también está el estornudo fótico…), el origen de la tos se origina en una irritación de la laringe, la traquea o los bronquios.

origen de toser

¿Cómo se activa su mecanismo?

Toser es un proceso de natural del cuerpo humano en el que aspiramos gran cantidad de aire y lo liberamos de forma violenta. A partir de aquí se cierra la glotis, se produce una relajación del diafragma, de forma que aumenta la presión que hay en los pulmones. Esta presión consigue que se estreche la traquea aún más (cuanto menor diámetro de salida mayor velocidad de expulsión del aire, que es lo que se quiere conseguir). Toda esta presión acumulada, cuando se abre la glotis, sale de forma violenta a través de nuestra boca, y sorprendéntemente se consiguen velocidades de salida de aire semejantes a la velocidad del sonido (343 m/s). A tal velocidad las probabilidades de expulsar elementos tóxicos o irritantes para el organismo son muy altas.

¿Cuántos tipos de tos existen?

Podemos encontrar toses secas (quizá las más agradecidas de escuchar) o toses que arrancan moco (¡Ahhgg!). Vamos a verlas:

  • Tos seca: en este tipo es donde más velocidad de salida del aire se obtiene. Suelen originarse por una irritación que antes hemos visto por presencia de cuerpos extraños, ciertas inflamaciones o incluso efectos secundarios de pastillas.
  • Tos productiva: esta es la menos deseable. Cuando se tose se arranca moco y se siente una opresión en el pecho. Se puede conocer el origen de nuestra enfermedad conociendo el color del moco (por muy asqueroso que pueda sonar). Un color verdoso indica infección por bacterias, aquellos mocos transparentes puede originarse por polución ambiental, infección por virus, asma, etc. Aquellos que son de color marrón muestran una irritación de las vías respiratorias por humo (fumadores) o contaminación ambiental (fumadores pasivos, fábricas pulverulentas, etc.).

Origen de toser

¿Cómo se trata?

Generalmente no se recomienda tratar la expectoración cuando es un caso agudo que dura poco tiempo y cuando no supone una molestia para el enfermo. Sin embargo, tenemos que decir que ninguno de ellos solucionan el origen del problema. Los antitusígenos funcionan muy bien,  actúan directamente en el centro regulador de la tos «diciéndole» al cerebro que deje de expectorar. Los mucolíticos modifican la consistencia de los mocos para facilitar su expulsión, y los expectorantes aumentan las secreciones traqueobronquiales.

¡Una última cosa!

¿Sabes que toser ayuda a restablecer la frecuencia cardíaca? Es una herramienta indispensable si se tienen arritmias o posibles fallos cardiacos. Al toser de forma violenta conseguimos que el corazón se autorregule antes de llegar (de forma urgente) a un hospital o pedir ayuda.

Un saludo y esperamos que os ayuden todas estas curiosidades. La vida cotidiana.

¡Vota este artículo!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *