Mejores usos de las plantas medicinales

En pleno siglo XXI, vivimos en una época en la que prevalecen los medicamentos modernos de venta con receta médica en farmacia, pero ¿tiene que ser el único modo para la curación? Hoy en día estamos más centrados en la curación que en la prevención. La falta de actividad física, la mala alimentación y el estrés continuo al que estamos sometidos hace que cada vez sea necesario el uso de diferentes plantas medicinales preventivas.

Incluso con todas estas opciones diseñadas a nuestro alcance, muchas personas se están interesando por las plantas medicinales que hace años dejaron de ser interesantes. En ellas encontramos remedios naturales que tienen la capacidad de curar y mejorar el bienestar físico y mental.

De hecho, a principios del siglo XXI, según la Organización Mundial de la Salud, más del 10% de los 250 medicamentos básicos más consumidos en el mundo tenían su origen en el mundo vegetal. 

Medicamentos como quinina, codeína, y morfina contienen ingredientes derivados de plantas.

Sin embargo, muchas plantas medicinales e infusiones naturales ofrecen maneras sencillas y casi inofensivas de mejorar nuestra salud. Además, muchas de ellas se encuentran amparadas por la evidencia científica, con amplios estudios y conocimientos sobre posibles interacciones o problemas de seguridad. 

Por eso, es muy importante reconocer los diferentes estudios científicos que se realizan en todo el mundo para demostrar las bondades que ofrecen cada una de las plantas medicinales, infusiones y alimentos que consumimos. De ahí que las traducciones médicas sea un medio importante para aumentar la distribución de los conocimientos de todos los países.

Conoce tus necesidades reales

Antes de nada, es importante determinar por qué queremos añadir plantas medicinales a nuestra vida cotidiana. ¿Es buscando nuestro bienestar general o queremos abordar un problema específico de salud?

Determinadas plantas medicinales son consideradas por la comunidad científica lo suficientemente seguras y eficaces para el bienestar general. A menudo se pueden encontrar en productos a base de hierbas o en forma de suplemento (cápsulas o comprimidos).

Estas plantas medicinales y sus principios activos se pueden usar para ayudar con:

  • Aumentar la inmunidad
  • Ayudarnos a conciliar el sueño.
  • Mejorar el estado de alerta o el estado de ánimo.
  • Reducir o abordar el estrés.
  • Aumentar la ingesta de antioxidantes.

Preparación de plantas medicinales

Es importante entender cómo se preparan las plantas medicinales para ser consumidas y cuál es el mejor método para tomarlas.

Las preparaciones a base de hierbas incluyen principalmente:

  • Infusiones
  • Tinturas
  • Tes y tisanas
  • Polvos
  • Capsulas
  • Cataplasmas
  • Bálsamos y ungüentos

El método utilizado depende de para qué se usa la hierba, cómo se almacena y cuánto tiempo desea que dure.

Hierbas medicinales más populares del mundo

Ginkgo

Esta planta es una de las especies de árboles más antiguas, el ginkgo es también una de las plantas homeopáticas más antiguas y una hierba clave en la medicina china. Las hojas se usan para crear cápsulas, tabletas y extractos, y cuando se secan, se pueden consumir como té.

El Ginkgo es usado para prevenir, según la traducción medicina de diferentes estudios:

  • Demencia
  • Enfermedad de alzheimer
  • Salud ocular
  • Inflamación
  • Diabetes
  • Curación de huesos
  • Ansiedad
  • Depresión

Cúrcuma

Con su coloración naranja brillante, es imposible pasar por alto un frasco de cúrcuma en un estante de especias. Originaria de la India, se cree que la cúrcuma tiene propiedades anticancerígenas y puede prevenir mutaciones en el ADN.

La cúrcuma puede ser utilizada para:

  • Dolor causado por enfermedades inflamatorias, como la artritis.
  • Prevención del cáncer.
  • Detener las mutaciones del ADN.
  • Varias enfermedades de la piel.

Equinácea

La equinácea es mucho más que esas bonitas flores moradas que ves en los jardines. Estas plantas y sus flores se han utilizado durante siglos como medicina en forma de té, jugo y extractos. Hoy en día, se pueden tomar en forma de polvos o suplementos.

La equinácea puede ser utilizada para:

  • Resfriados
  • Inmunidad
  • Bronquitis
  • Infecciones respiratorias superiores

Lavanda

Si experimenta ansiedad, es probable que alguien en el camino le haya recomendado que use aceite esencial de lavanda, y por una buena razón. Esta aromática flor morada tiene una posición bastante sólida entre los estudios, que se han centrado principalmente en sus capacidades contra la ansiedad.

La lavanda podría ser beneficiosa para combatir:

  • Ansiedad
  • Estrés
  • Presión arterial
  • Migraña

Manzanilla

Con flores que se asemejan a pequeñas margaritas, la manzanilla es otra planta medicinal que se cree que tiene propiedades contra la ansiedad. La mayoría de la gente lo conoce porque es un sabor de té popular (se consumen diariamente alrededor de 1 millón de tazas diarias), pero también se puede ingerir a través de líquidos, cápsulas o tabletas.

La manzanilla puede ser efectiva para luchar contra:

  • Ansiedad
  • Estrés
  • Insomnio